El Cielo Es Real… ¿Y la Película También?

 

Nuevamente la taquilla americana ha sido destronada por otro éxito en lo que muchos llaman ¨El Año Bíblico del Cine¨. Por ello se refieren a películas como Noé, Dios No Está Muerto, Hijo de Dios y recientemente El Cielo Es Real. Estrenada hace dos semanas y recaudando 50 millones de dólares hasta ahora, El Cielo Es Real cuenta la verdadera historia del niño Todd Burpo quien, durante una cirugía que ponía su vida a riesgo, afirma haber visto no solamente el drama que occurría alrededor sino la presencia del Cielo mismo. Al regresar a la realidad, Todd cuenta detalles que su familia, iglesia y comunidad no pueden explicar, mucho menos ignorar. La película fue dirigida por el director y creyente Randall Wallace (Secretariat, escritor de Corazón Valiente) y protagonizada por Greg Kinnear (Mejor…Imposible, Pequeña Miss Sunshine) y Kelly Reilly (Orgullo y Prejuicio, El Vuelo).

El libro basado en la película se ha convertido en un bestseller desde su publicación en el 2005, y muchos proclaman su salvación en Cristo a partir del testimonio de la familia Burpo. Sin embargo, uno debe cuestionar no necesariamente la credibilidad de tal evento sino en su eficiencia. Mientras el evento no cae en territorio extremo y carismático designado a traer gloria al hombre, si mantiene una firme postura en generar creencia a partir de una experiencia humana. El Cielo es real porque la Palabra lo proclama y no depende del testimonio de un niño. Vemos un ejemplo primordial en el libro de 2 Corintios donde Pablo, al afirmar haber presenciado el Cielo sin haber muerto, calla en detalles y en jactancia. Esto lo debe a su debilidad en expresar una gloriosa maravilla en simples palabras, al igual que desear edificar al Cuerpo de la Iglesia con evangelización y exhortación en vez de gloria propia basada en experiencias. Al igual, la Palabra afirma en Hebreos 9 que el hombre es designado a morir una sola vez seguido por el Juicio. Aparte de la evidencia bíblica en su contra, la película enfrenta la moderación de su temática a manos de sus productores incrédulos. Dudo que un actor estrella como Greg Kinnear cedería a protagonizar en la película si ésta afirmara que es un pecador y solamente a traves de Cristo puede él llegar a ser redimido y regenerado.

No dudo la honestidad e inclusive el testimonio de salvación de la familia Burpo. Veo que ellos desean usar esta experiencia, detallada a través del libro y la película, para alcanzar a gente a Cristo y glorificarlo a Él. Inclusive creo que algunos si pueden experimentar salvación genuina a partir de esto. Pero temo que la falta de control sabio en su experiencia vaya a confundir y alterar a muchos.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s